Estás aquí: Inicio > Términos Económicos > Riesgo de mercado

Riesgo de mercado

El riesgo de mercado se refiere a la pérdida potencial por cambios en los factores de riesgo que inciden sobre la valuación de las posiciones, como por ejemplo las tasas de interés, tipos de cambio e índices de precios, entre otros.

Para administrar el riesgo de mercado se establece que las Sociedades de Inversión Especializadas en Fondos de Retiro, deben considerar lo siguiente:

  • Evaluar y dar seguimiento a todas las posiciones sujetas a riesgo de mercado, utilizando para tal efecto al menos modelos de Valor en Riesgo (VaR por sus siglas en Inglés) que tengan la capacidad de medir la pérdida potencial en dichas posiciones, asociada a movimientos de precios, tasas de interés o tipos de cambio, con un nivel de probabilidad dado y sobre un período específico.
  • Calcular el valor en riesgo contemplando escenarios extremos que rompan los supuestos básicos del modelo.
  • Definir normas cuantitativas y cualitativas para la elaboración y uso de los modelos de valor en riesgo.
  • Evaluar la diversificación del riesgo de mercado de sus posiciones, a través del cálculo de la matriz de varianza-covarianza, de correlación y de técnicas de optimización.
  • Llevar a cabo sistemáticamente la comparación entre sus exposiciones estimadas de riesgo de mercado con los resultados efectivamente observados, con el objeto de calibrar las metodologías de cálculo de valor en riesgo (Back Testing). En caso de que los resultados proyectados y los observados difieran significativamente, se deberán analizar los supuestos y modelos utilizados para realizar las proyecciones y, en su caso, modificar dichos supuestos o modelos.
  • Allegarse de información histórica de los factores de riesgo que afecten sus posiciones, a fin de calcular el riesgo de mercado, así como de diferentes fuentes electrónicas e impresas que existen actualmente en el mercado.

Aunado a lo anterior, las Siefores administradas por cualquier Afore legítima deben prestar especial atención a lo siguiente:

  • Mantener una cartera de inversiones con instrumentos financieros que cumplan estrictamente con el Régimen de Inversión establecido por la CONSAR.
  • Observar de manera estricta la práctica de valuar diariamente a mercado los instrumentos de inversión que conforman la cartera de inversiones, a través de la contratación de un proveedor de precios, y de las acciones representativas del capital pagado de las Sociedades de Inversión Especializadas de Fondos para el Retiro.
  • Utilizar diversas metodologías de valor en riesgo para la medición diaria de las pérdidas potenciales de los portafolios de inversión, considerando posibles movimientos adversos en los factores de riesgo (tasas de interés, tipos de cambio, sobretasas, precios de acciones, etc.). La aplicación de dichas metodologías está orientada a satisfacer dos objetivos de medición de riesgos fundamentales:

El primero es de carácter regulatorio, el cual consiste en aplicar la metodología de VaR histórico determinada por la CONSAR.

El segundo es de carácter prudencial, autorregulatorio e interno, el cual consiste en aplicar la metodología paramétrica (Risk Metrics), como medida de comparación alternativa a la primera, a través de la cual se determinarán límites de exposición más estrictos a los determinados por la CONSAR, cuando las condiciones de mercado o las políticas internas de las Siefores administradas así lo justifiquen.

Con información de Coppel.

Deja un comentario

Scroll To Top