Estás aquí: Inicio > Términos Económicos > Bienes sustitutos

Bienes sustitutos

bienes sustitutosEn economía, especialmente en términos microeconómicos es fundamental hacer el análisis de los bienes sustitutos o competitivos siendo el término de “sustitutos” el más común.

Le llamamos bienes sustitutos a aquellos productos o servicios que si bien son diferentes entre ellos, pueden satisfacer la misma necesidad del consumidor, en otras palabras, el bien o servicio puede sustituir o entrar en competencia con otro y al final es el consumidor quien escoge la forma en que habrá de satisfacer sus necesidades.

Un ejemplo de lo anterior es si a un individuo le da lo mismo viajar en avión o por carretera para trasladarse a otra ciudad, aquí hay que tener cuidado pues estamos diciendo que al consumidor le da lo mismo elegir un producto u otro ya que si existe mayor preferencia por un bien entonces deja de ser sustituto.

Ejemplos de bienes sustitutos

Otra característica es que al consumir un bien u otro le da el mismo beneficio o utilidad, es decir, queda igual de satisfecho o feliz cuando consume un bien u otro. Otro ejemplo es cuando preparamos la comida de todos los días, al consumidor le da lo mismo comer una sopa que una crema o un filete de pescado a un filete de pollo.

Algo más sencillo, cuando nos da lo mismo tomar coca cola o Pepsi, cuando nos es indiferente si tomamos café o té, cuando estamos cómodos si un día nos ponemos pantalón o bermudas, etc.

Prácticamente la elección de bienes sustitutos es algo que ocurre en nuestro día a día, y que inconscientemente tomamos la elección, aunque, si hablamos de microeconomía ortodoxa estamos asumiendo que los seres humanos nos comportamos de forma racional de tal forma que sabemos tomar decisiones apropiadamente.

La importancia del precio en los bienes sustitutos

Otro aspecto muy importante en los bienes sustitutos es el precio pues al ser algo que nos parezca indiferente no solo puede ser por cualquier objeto sino que deben de tener precios similares.

Imagina que te diera igual tomar una coca que una botella de champagne pero evidentemente la segunda es de mayor precio y preferirás, al menos en un día cualquier, tomar el refresco ya que te proporciona la misma saciedad pero sobre todo, tienes que desembolsar una cantidad menor a que todos los días tuvieras que comprarte una botella de champagne, de ahí que sea sumamente el precio de los bienes sustitutos.

En otras palabras, ante cualquier variación en el precio de un bien se verá afectado en las ventas de sus sustitutos, y viceversa.

bienes sustitutos 2

Para ejemplificarlo una vez más supongamos que aumenta el precio de los pantalones de mezclilla, como estamos suponiendo a la vez que nuestro ingreso no ha cambiado entonces puedes sustituir los pantalones de mezclilla por otros parecidos pero con otro tela y a un precio menor.

Paulatinamente, o al menos teóricamente este proceso debe a empezar a invertirse por las condiciones del mercado, es decir, ahora la demanda de pantalones de mezclilla es menor y las tiendas tendrán que ajustar el precio para que las personas vuelvan a demandar pantalones de mezclilla, en tanto, los pantalones que no son de mezclilla van a ser más demandados aumentado el precio de estos mismo aprovechando su auge pero una vez que el consumidor note que los pantalones de mezclilla están disminuyendo de precio y los que no son empiezan a aumentar, vuelve a demandar pantalones de mezclilla.

Esto también lo podemos observar en los medios de transporte, si las tarifas de metro y autobús son muy altas esto puede provocar que las personas opten por hacer un esfuerzo en comprar una moto o un coche pero su suponemos que existe un sistema de transporte urbano gratuito o muy económico pues muchas personas optaran por no tener vehículo propio.

Bienes sustitutos y precios en las empresas

Donde se pone muy interesante es en la parte del productor, es decir en las empresas ya que deben de cuidar de forma muy precisa como se van comportando el precio de los bienes sustitutos.

Los precios de los bienes sustitutos deben ser capaces de reaccionar ante las variaciones de la demanda para que sus precios puedan ser ajustados, de lo contrario las empresas se arriesgarías mucho y al tiempo presentarían pérdidas.

Si bien muchas empresas no compiten con el mismo producto, sí compiten por cubrir una misma necesidad y aquí es donde juegan un papel sumamente importante los bienes sustitutos en las empresas.

Esto sin duda alguna beneficia al consumidor ya que le permite tener diferentes alternativas para un determinado producto, le permite ahorrar dinero u optar por un producto se adapta mejor a sus necesidades sin tener que pagar una cantidad estratosférica.

Deja un comentario

Scroll To Top